• Manuel Rodríguez

Alcobendas, presente en el Mundial de Qatar 2022

El estudio de Alcobendas de Fenwick Iribarren ha diseñado el primer estadio desmontable del mundo para el próximo Mundial de fútbol

974 Stadium, el primer estadio de fútbol desmontable / mediotiempo

Menos de un año para el Mundial de Qatar 2022, menos de un año para que el aficionado al fútbol vibre de nuevo con su selección. Será una cita especial y excepcional, el primer Mundial invernal. Esto ha generado mucha polémica, al igual las normas que rigen en el país anfitrión. Sin embargo, los partidos se celebrarán sí o sí.


Para la celebración de la cita más importante del fútbol, Qatar ha tenido que realizar una gran inversión para la construcción de instalaciones y, fundamentalmente, de estadios. Estadios, por cierto, con grandes peculiaridades y de última generación. En este sentido, Alcobendas estará presente en la gran cita. Uno de los estadios está diseñado por Fenwick Iribarren. El estudio se sitúa en Alcobendas y ha diseñado el primer estadio desmontable del mundo para el la cita mundialista de Qatar.


Así es el primer estadio desmontable del mundo


Qatar nunca ha sido un país con una gran tradición futbolística. Es muy común ver como en países en los que no existe esta tradición los estadios acaban siendo una ruina arquitectónica sin uso. Véase en muchos de los estadios de Sudáfrica, dónde se celebró el Mundial de 2010 y en el que España fue campeona del mundo. Pues bien, si un estadio es desmontable, ese problema no existiría. Esto es lo que ha pensado Qatar y para realizar esta innovadora y revolucionaria obra han contado con el estudio de arquitectura Fenwick Iribarre, situado en Alcobendas.


Así es el interior del estadio diseñado por Fenwick Iribarren / EFE/EPA/Noushad Thekkayil

Originalmente llamado Ras Abu Aboud Stadium, este recinto ubicado en Doha ha pasado a llamarse 974 Stadium. ¿El motivo? El número total de contenedores de carga con el que se ha construido. La gran peculiaridad de esta sede, con capacidad para 40.000 espectadores y en el que se jugarán un total de ocho partidos, no es solo que está hecho con materiales reciclables y sostenibles, sino que es modular. Es decir, está ensamblado de manera temporal.


Fenwick Iribarren ya ha trabajado en Qatar con otro proyecto que llama la atención: la creación de un 'camellódromo'. Un lugar pensado para realizar carreras de camellos en el país árabe. La idea es construir una especie de 'ciudad del camello': contará con un circuito de 25 kilómetros en pista cubierta, el trazado tiene un sistema de aire acondicionado para refrigerar a los animales y, además, se levantarán hospitales o grúas para los animales.


Así pues, el estudio de Alcobendas lleva la innovación por bandera por el mundo y ha llegado hasta Qatar para dejar su sello con el primer estadio desmontable del mundo.

El estadio visto desde fuera / EFE/EPA/Noushad Thekkayil

Podemos_Alcobendas-2.gif
CIUDADANOS.gif
Lechazo.gif
profesorado-aereo.gif